Etiquetas

, , ,

Pastel de choclo.JPG

El pastel de choclo es un plato típico chileno, especialmente en la zona central. De origen popular, se encuentra en la cocina latinoamericana desde el 1600 aunque en Chile se sitúa recién alrededor de 1830, siendo una comida típica de las haciendas rurales y de las fiestas campesinas. Se prepara con una pasta de “choclo”, palabra quechua que significa maíz tierno, y “pino”, palabra en mapudungun que significa picadillo. Aunque prepararlo con choclo fresco es mejor, el choclo congelado queda igual de rico y es más rápido de preparar. Idealmente acompañarlo de ensalada de tomates y albahaca.

Ingredientes (5-6 personas)

Pasta de choclo:

  • 1 bolsa de choclo congelado (500 gr)
  • 3 huevos
  • 100 ml de leche
  • 1 cucharada de mantequilla
  • 1 cebolla mediana, picada fino
  • 1 cucharadita de orégano
  • 1 cucharadita de albahaca fresca, picada
  • Sal a gusto, pimienta opcional
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 2 cucharadas de endulzante en polvo (o azúcar)

Pino:

  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 cebolla grande picada fino
  • 400 gr de carne molida de bajo contenido de grasa
  • ½ cucharadita de comino
  • ½ cucharadita de tomillo
  • ½ cucharadita de estragón
  • Sal a gusto
  • Opcionalmente se pueden agregar aceitunas descarozadas o pasas, una media taza
  • 2 huevos duros

Preparación

Saltea la cebolla en el aceite con una pisca de sal, hasta que tome un color amarillento, reserva. Pon el choclo ya descongelado en la licuadora con la leche y la cebolla, y licúa bien hasta que se forme una pasta. Pon la mantequilla en una olla a fuego suave, una vez que se derrita agrega la pasta de choclo, los huevos previamente batidos con un tenedor, el orégano, albahaca, sal (y pimienta si lo deseas) y el endulzante (o azúcar). Deja cocinar unos 15 minutos revolviendo ocasionalmente.

Por mientras prepara el pino. Pon en una sartén grande el aceite de oliva, y cuando esté caliente saltea la cebolla hasta que tome un color amarillento. Agrega la carne molida, y sigue cocinando agregando la sal, el comino, tomillo y estragón (y las aceitunas o pasas, si decidiste agregarlas), hasta que esté todo bien cocido. Reserva.

Precalienta el horno a 220 °C. En una fuente grande de vidrio (o pocillos individuales de greda) pon primero el pino que preparaste de carne. Luego distribuye encima los huevos duros cortados en tajadas, y cubre todo con la pasta de choclo. Espolvorea arriba un poco de endulzante (o azúcar, esta última le da un color dorado en el horno) y lleva al horno unos 15 minutos. Sirve caliente.

Anuncios